PNP: Partido de la Corrupción

por Rodrigo Fernós



Uno podría presumir que el Partido Nuevo Progresista (PNP) seria un partido de avanzada en Puerto Rico, trayendo consigo todo lo mejor que existe de Estados Unidos.  Por todo lo que justificablemente se le critica a esa nación, en particular su abuso de poder a través del mundo, es precisamente el hecho que sustenta las bases del poder que la hace amenable a tales criticas. En particular su etos de eficiencia, combinado con una cultura practica de innovación y de ciencia,  ha transformado a Estados Unidos de un pueblillo a (al momento) la mas poderosa nación del mundo.

Pero, uno estaría gravemente errado en su presunción.

Generalizaciones como la que voy a hacer aquí tienden a ser difíciles de entablarse, pero las acciones de la corriente administracion solamente confirman lo que ya se sospechaba.

El partido Partido Nuevo Progresista (PNP) tiene una profunda y nutrida cultura de corrupción, aparentemente imposible de ‘curar’.

Digo esto por todas las acciones que se han dado durante los primero 100 días de este gobierno. Johnny Mendez, quien en el pasado tomo medidas que sugerían estar del ‘bando correcto’, ha entablado una chocantes serie de medidas, entre estas vemos tres:

  1. Oposición e intento de eliminar la comisión para la auditoria de la deuda
  2. Medidas para la venta de los terrenos del Corredor Ecológico del Noreste
  3. Medidas que imponen una ruptura entre la clásica división el ámbito religioso y el politico


La medida que quizás mas ofende es la venta de los terrenos del Corredor Ecológico del Noreste (CEN). La lucha por el CEN ha sido única en la historia del ambientalismo en Puerto Rico, porque entabló un esfuerzo consistente por ciudadanos privados que claramente reconocían la importancia del legado biológico de Puerto Rico. Fue liderada por importantes científicos de las ramas de la biología y la historia natural, entre estos Luis Jorge Rivera Herrera.  Sus expresiones publicas que ha emitido en estos días claramente dan a conocer el ‘shock’ de traición por dicho partido de poder; la tragedia que representan estas medidas en Puerto Rico.

Es algo obvio también, que desde un punto de vista  económico, el intento por Ricardo Rosselló de repudiar la tan-necesaria auditoria de la deuda, es un intento de obviar todas los actos ilegales que se dieron durante la administracion de su padre Pedro Rossello. Una de las primeras cosas que cualquiera que ha cometido un delito o fechoría—particularmente cuando es asesorado por ex-agentes de la CIA—es borrar toda la evidencia disponible que verifican la culpabilidad del criminal.  Como en la industria de la banca, vemos el ‘moral hazard’ donde el culpable no quiere sufrir ningunas consecuencias por los errores y crímenes que cometió. “Oops”, se me perdieron varios billones en el bolsillo. “Te lo pago después.”

Peor aun, todas estas acciones se dan luego de que varias administraciones y agentes federales, como Guillermo Gil (US District Attorney) o David Noriega (Comite Blue Ribbon) descubrieran contundentes actos de fraude, por el cual cientos de delegados PNP han tendió que ir a la cárcel.

Lamentablemente, la evidencia histórica apunta a una sola conclusion:

NO SE LE PUEDE PERMITIR QUE EL PNP ACCEDA AL PODER EN UN CUARTO DE SIGLO.




 




 

Add a comment

Comments can be formatted using a simple wiki syntax.

They posted on the same topic

Trackback URL : http://www.ictal.org/index.php?trackback/962

This post's comments feed