Ricky Rosselló y el problema laboral del sector académico Universitario*

        Para entender una complejo fenómeno en la física, típicamente se tiene que dividir el problema en sus básicos.   Por ejemplo, cada vector de un objeto en movimiento opera independientemente de cada otro vector, a pesar de que el movimiento final del objeto es el resultado de la totalidad de vectores.  Los ejes horizontales (velocidad) y verticales (gravedad) operan separados a cada uno; la fuerza de aceleración hacia la tierra será constante independientemente de cuan rápido el objeto se este moviendo hacia el horizonte.  Ciertamente hay casos en el cual se mezclan las energías, tal como cuando un corredor olímpico a-la-Curson salta la vara, trasladando su momentum horizontal hacia una fuerza positiva vertical, haciendo que salte mas alto relativo a cuan rápido estuvo corriendo. No obstante, los vectores siguen operando independientemente de cada uno.

        El recién caso de Ricky Rosselló y su repentina posición como Catedrático Auxiliar en el Recinto de Ciencias Medicas es un caso parecido, en el cual se entremezclan un sinnúmero de factores.  Es el tipo de caso que le gusta a quienes mantienen a Puerto Rico tropezando sobre pequeños errores de juicio; una bomba de humo que se tira para confundir.  A ver, ¿cuales son los factores en juego? ¿Cuales son los múltiples papeles de Ricky Rosselló?  

        Podemos identificar brevemente los siguientes: 1) es hijo del previo gobernador Rosselló, 2) estudio en Estados Unidos 3) estudio medicina, 4) es blanco,  5) pertenece a una familia de relativamente alto ingreso y finalmente 6) tiene aspiraciones políticas para las elecciones del 2016.  De manera crasa, podemos caracterizar a Ricky Rosselló como un "Guaynabito" que quiere pasarse de listo, corriendo para la gobernación mientras que la UPR le da un mantengo con un salario.  Ricky acaba de saltar todos los criterios establecidos para poder obtener una posición académica de alta remuneración.  ¡Qué guiso!

        No puede haber duda la indignación que esto ha causado en el sector académico, particularmente de quienes llevan años en el túnel del rango académico para ser desplazado por un externo tan ágilmente.  ¿A quien no le molestaría eso?  Pero, hay que señalar que no se deberían de estar entremezclando todos las dinámicas con respecto al caso--particularmente un posible prejuicio contra quienes han estudiado fuera de la isla, sea en Estados Unidos, Europa, o donde sea.

        Existe una inherente tensión en los criterios de asenso laboral en el sector académico puertorriqueño.  Por un lado tienes aquellos que nunca se han ido de la isla, pero quienes han trabajado arduamente dentro de las instituciones que existen en ella.  Estos naturalmente han puesto mucho esfuerzo, con implícitas promesas de estabilidad económica de haber cumplido con ciertos criterios.  

        Pero por otro lado, existe el que se va de la isla para estudiar al exterior.  El cuento y el drama de sus vivencias poco se dan a conocer en la isla--las penurias, el racismo o culturalismo que sufren, o ni tan siquiera la falta de apoyo en la cual estos se encuentran cuando van a estudiar al exterior.  De hecho, a pesar de todo las injusticias que estos sufren cuando están al exterior, se tiende a tener un prejuicio contra este porque es percibido como una amenaza a intereses particulares.  El prejuicio es tal, que académicos reconocidos hoy día en sus campos respectivos (algunos de los cuales estudiaron en la Universidad de Stanford), ni tan siquiera reciben una carta de contestación cuando solicitaron a plazas en la isla.  Mediante el proceso, poco sale a relucir de la perdida intelectual que sufre la isla--oportunidades que nunca se ven porque son coartadas a sus principios.  Desde la perspectiva del que estudio en el exterior, es una segunda tragedia porque este es tratado semejantemente a los soldados que regresaron de la guerra de Vietnam.  A pesar de todo el sacrificio que han realizado, se les trata con desprecio sin que los maltratan se den cuenta de la gran injusticia que se comete contra quienes los habían defendido en el exterior.

        No estoy tratando defender al señor Ricky Rosselló; es claro que el ser hijo de un previo gobernador, este debería de establecer una conducta moral mayor de la esperada de la 'gente común'.  Ricky se tiene que ganar la posición por sus propios logros y ardua labor.  He tenido algunos estudiantes de 'riquitos' que andan guiando Mercedes Benz cuyo costo se asemeja al precio de una casa, claramente gustando la atención que reciben.  Pero al final del día, es muy obvio que estos individuos viven vidas vacías porque ellos mismos no se han probado a si mismos su valor como hombre y persona.  No han logrado esos actos heroicos análogos a los descritos en antiguas obras griegas que todo hombre tiene que realizar para reconocerse como hombre.  Viven vidas vacías en el cual se miden por lo que tienen en vez de por lo que hacen y logran.  Y no hay peor cobarde que este.

 

    Esperamos que Ricky Rosselló no siga su ejemplo.

Discusiones sobre el mismo tema

URL de retroenlace : https://www.ictal.org/index.php?trackback/515

Fuente de los comentarios de esta entrada